viernes, 10 de diciembre de 2010

Navidad, Navidad...dulce Navidaaaad

Hoy me he permitido dormir la siesta delante de la tele. He "entrevisto" un telefilm titulado 12 días antes de Navidad....sin comentarios. En realidad faltan 15 días para la fecha de marras...vale, no es una gran broma... pero había que intentarlo, no? Siempre hay que intentarlo.

Películas sobre la Navidad, Papá Noel y demás personajes navideños hay muchas y todos recordamos a bote pronto unas cuantas... A mi me gusta evitar Qué bello es vivir, todas las versiones de Santa Claus (tanto las clásicas como los remakes modernos a cual peor) y todos los telefilms como el que ha provocado este post.

Aunque también me gusta disfrutar de algunas como De ilusión también se vive (traducción infame de Miracle on 34th street), en la que podemos ver a una jovencísima Natalie Wood; o de Navidades Blancas, adoro la voz de Bing Crosby... También me gustan las versiones más tradicionales del Cuento de Navidad, basado en el relato de Charles Dickens.

El espíritu navideño intenta llegar a mi casa año tras año e infundirme de ese sentimiento de alegría y bondad que inunda todos los hogares del mundo mundial y que provoca esos suicidios en masa de los papás noeles y reyes magos desde todas las ventanas y balcones de los vecinos de mi ciudad.
En realidad, lo que sí me llega año tras año es revivir la emoción que me provocó y me sigue provocando Jack Skellintong en busca de ser Santa Claus, en ser el espíritu de la Navidad...hay que reconocerle que lo intenta pero cada uno es lo que es...

... yo no soy Jack Skellinton, ni siquiera Sally, tampoco llego a los límites del Grinch...pero así como Garfio odia, odia, odia a Peter Pan, yo destesto, detesto, detesto la Navidad.

1 comentario:

  1. juas juas juas!!! Elisita, ya te he añadido en mi top blogs!

    Fins dilluns♥

    ResponderEliminar